Una alianza estratégico- académica suscribieron la Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL) y el Poder Judicial de Nuevo León con el Centro de Estudios de Justicia de las Américas, CEJA, y el Instituto de Estudios Comparados en Ciencias Penales Sociales (INECIP), con el objetivo de apoyar la mejora y modernización del sistema de justicia penal en ese estado mexicano.

La ceremonia de firma se realizó en la ciudad de Monterrey, en el Centro de Enseñanza para la Litigación de Juicios Orales de la Facultad de Derecho y Criminología de la UANL, y en ella participaron Gustavo Adolfo Guerrero Gutiérrez, Presidente del Tribunal Superior de Justicia y del Consejo de la Judicatura de Nuevo León; Manuel Acuña Zepeda, Director de la Facultad de Derecho y Criminología; Alberto M. Binder, Vicepresidente de INECIP; Jaime Arellano Quintana, Director Ejecutivo de CEJA; y Gonzalo Rua, Coordinador del área de Reforma Procesal Penal del INECIP. Ofición de testigo el licenciado Catarino García Herrera, Director de la Comisión Ejecutiva para la Reforma de Justicia Penal de Nuevo León, SIJUPE.

Guerrero Gutiérrez señaló la firma del acuerdo refleja dos elementos sustanciales de la modernidad procesal que se vive en Nuevo León: la capacitación, como elemento de cambio y, la unidad institucional. Indicó que el Poder Judicial del Estado ha encontrado en el INECIP como en el CEJA, dos baluartes de suma trascendencia en la academia latinoamericana.

Manuel Acuña dijo que con la participación de la academia se trata de “re potencializar” a los alumnos en el nuevo sistema de justicia, poder reconvertir a abogados egresados y dar cumplimiento integral y gran capacidad al estado de derecho.

Alberto Binder resaltó la importancia del acuerdo al señalar que la participación de la academia es determinante. No se puede, dijo, explicar las nuevas funciones y el nuevo papel de la administración de justicia en general, ni explicar los grandes avances en la justicia penal y sus nuevas tareas sociales, con el aparato teórico establecido en el siglo XIX.“Ojalá que esto que hoy está comenzando aquí sea recordado por muchos de los jóvenes como el inicio de una nueva generación de abogados mexicanos que piensan en su profesión de otra manera. Ojalá, y tiene todo para hacerlo y para nosotros va ser un orgullo enorme, que a partir de ahora en este complejo proceso de reforma mexicana, el estado de Nuevo León y esta universidad se conviertan en uno de los foros, una de las luminarias que indiquen hacia dónde hay que seguir en los próximos años”.

Jaime Arellano dijo sentirse orgulloso de los avances observados en Nuevo León y el establecimiento del acuerdo firmado.“Las transformaciones se están produciendo y las buenas prácticas e ideas se están produciendo en distintos países de Las Américas”.

Please follow and like us:
Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial